Sushi de andar por casa

Por Alba García Cañadas, periodista ambiental y gastronómica 

Quién piense que el Sushi solo está al alcance de unos pocos y que solo se puede comer en alguno de los restaurantes nipones más y menos famosos de la ciudad, se equivoca porque su preparación es más sencilla de lo que pensamos y se puede elaborar perfectamente en casa.
Y es que el exotismo que envuelve a uno de los platos más populares de Japón, se compone de ingredientes sencillos y al alcance de todos como el arroz y diferentes frutos frescos del mar como pescado, langostinos, algas marinas y vegetales.
El nombre de esta receta, sushi, significa "arroz avinagrado" en japonés y atiende una denominación genérica de distintos tipos y combinaciones de ingredientes que ya ha transcendido a otras culturas, ganándose el reconocimiento por ser una receta original y saludable.
Siempre se prepara en pequeñas raciones pensadas para comer al bocado y existen muchas variedades según la forma en que se presente el plato, entre las que destaca el maki, el niguiri o el temaki.
Una reunión de amigas y el frío que azota las calles estos días fueron los culpables de que nos lanzáramos al supermercado para comprar los ingredientes que luego darían forma a nuestro sushi de andar por casa.
 ¡Tomad nota!

Ingredientes para 4 personas





400 gramos de arroz redondo normal o especial para sushi (que se puede encontrar en las tiendas orientales habituales) o en supermercados especializados
5 láminas de Alga Nori (también en tiendas orientales)
2 lomos de Salmón y/o atún fresco
Palitos de cangrejo
Un Aguacate
Queso crema para untar
Un Pepino
Vinagre
Una pizca de sal
Salsa de Soja

Preparación

Ponemos el arroz a cocer, necesitamos que la textura del arroz no quede aguada sino ligeramente viscosa y para ello añadimos 200 mililitros de agua por cada 100 gramos de arroz. Una vez cocido el arroz añadimos un poco de vinagre para dar el sabor característico del sushi y para facilitar su manipulación evitando que se pegue en las manos a la hora de prepararlo.
Para conseguir su aspecto cilíndrico precisamos de una esterilla de bambú, la cual también podemos encontrar en las tiendas orientales habituales. En ella colocamos un poco de papel film o transparente para que no se ensucie y ya podemos iniciar el proceso.
Colocamos una lámina de alga Nori y, con las manos, ponemos el arroz encima del alga, pero solo en la parte lateral para cubrir únicamente una cuarta parte de ésta.
Después añadimos los ingredientes que queramos. Se puede poner el salmón o el atún crudo solo, cortado a tiras, o con algún vegetal como el pepino o el aguacate. Esta es la parte creativa, así que cada uno puede añadir el ingrediente que quiera y hacer las combinaciones oportunas.
Una vez colocado todo comenzamos a enrollar la esterilla cuidadosamente ejerciendo una leve presión con los dedos, cada vez que damos un giro, para que se compacten bien todos los ingredientes dentro del rollo.
Después de hacer todos los giros, desenrollamos la esterilla y nos queda el rollo resultante del sushi, que cortamos a cachos ni muy grandes ni muy pequeños, procurando un tamaño oportuno que permita comer la pieza de un bocado.
En un bol añadimos un poco de salsa de soja para mojar la piezas de sushi y ya estaría listo para comer.

¡Espero que lo disfruten!



Entradas populares