Páginas vistas en total

lunes, 8 de abril de 2013

Investigación del amaranto como agente hipertensivo ganadora del 4° concurso anual de investigación “Dr. Christopher augur”


 *Los medicamentos que se utilizan para tratar este mal, son compuestos sintéticos poderosos que tienen efectos secundarios
*El paso siguiente será generar productos como espumas y emulsiones que puedan utilizarse en la industria alimentaria

Con un trabajo que propone el tratamiento biotecnológico del amaranto como agente anti-hipertensivo, el doctor Erick Gustavo Tovar Pérez, egresado del Posgrado en Biotecnología de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), ganó el Premio del 4° Concurso Anual de Investigación “Dr. Christopher Augur”, que otorga esta casa de estudios y el Instituto de Investigación para el Desarrollo (IRD) de Francia. 
El doctor Tovar Pérez, así como el doctor Jorge Soriano Santos, quien desde hace varios años desarrolla esta línea de investigación, señalaron en entrevista que este trabajo posiciona al amaranto mejor conocido como “alegría” como uno de los alimentos de los que pueden obtenerse tratamientos alternativos, en este caso, para la hipertensión. 
Después de los 30 años un gran número de la población sufre este padecimiento y los medicamentos que se utilizan para tratar este mal, son compuestos sintéticos poderosos que tienen efectos secundarios, como dolor de cabeza, tos, mareos, náuseas, entre otros.
Explicaron que en los últimos años se han descubierto muchos alimentos que poseen ciertas características y propiedades benéficas para la salud que, con un determinado tratamiento biotecnológico, pueden ser “liberadas” y ese es el caso del amaranto. 
La investigación –publicada ya en la revista Food Chemistry, una de las más prestigiadas internacionalmente en el campo de los alimentos– constituye la primera investigación a nivel mundial que descubrió la actividad hipertensiva de péptidos bioactivos del amaranto. 
Titulado Péptidos inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina 1, obtenidos de albumina1 y globulina de grano de amaranto, el trabajo consistió en separar las proteínas de las semillas de amaranto y a través de un proceso biotecnológico de obtención de hidrolizados, tener “proteínas de tamaño muy pequeño” con un efecto anti-hipertensivo porque bloquean la acción de la enzima que provoca la hipertensión en el organismo humano. 
Los investigadores indicaron que el paso siguiente será generar productos como espumas y emulsiones que puedan utilizarse en la industria alimentaria, de manera que además de contribuir nutricionalmente ayuden a tratar la hipertensión arterial.  
 En el marco de la ceremonia de este premio que consiste en la entrega de mil euros (500, por parte de la Unidad Iztapalapa de la UAM y 500 que aporta el IRD) el doctor Enrique Fernández Fassnacht, rector general de la UAM, dijo que a través del legado del doctor Christopher Augur, “estamos formando investigadores de muy alto nivel, como se refleja a partir de la convocatoria a este premio”.


Afirmó que el posgrado en Biotecnología es uno de los más consolidados de la universidad.


Por su parte, el doctor Javier Velázquez Moctezuma, rector de la Unidad Iztapalapa, sostuvo que la entrega de este premio es “un evento universitario que nos viste y nos prestigia” y con el que se refleja la riqueza académica y humana de la institución.
 Reconoció también el esfuerzo de los profesores del Departamento y del Posgrado en Biotecnología por organizar esta actividad para honrar la memoria de un amigo, el doctor Christopher Augur.
 El doctor Renaud Fichez, representante del IRD, manifestó que la colaboración entre la UAM y el instituto francés en el campo de la biotecnología “con su excepcional longevidad y sus numerosos resultados”, puede ser considerado como el arquetipo de una cooperación científica exitosa.
 El doctor Mariano Gutiérrez Rojas, investigador del Departamento de Biotecnología, presentó una semblanza del doctor Christopher Augur, a quien se refirió como alguien que leía, reía, amaba y logró trascender.